La importación española de frutas y hortalizas frescas en el primer cuatrimestre de este año se ha situado en 1,2 millones de toneladas por un valor de 1.247 millones de euros, lo que supone un descenso del volumen respecto al mismo periodo del año anterior del 6,5% y una estabilización de valor, con un 0,01% menos.

Según las estadísticas actualizadas por el Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales correspondientes al periodo de enero a abril, procesadas por FEPEX, la importación de hortalizas se situó en 681.136 toneladas, un 1% menos que en el mismo periodo de 2021 mientras que el valor creció fuertemente, un 15%, ascendiendo a 421 millones de euros.

La patata lidera las importaciones de todo el sector, no sólo de las hortalizas, con 433.546 toneladas, y un crecimiento del 2%, mientras que el valor creció mucho más, un 25,5% totalizando 139 millones de euros. Las compras al exterior de patata representaron el 63% del total de hortalizas y el 34% del total sectorial.

En cuanto a las frutas, bajó la importación española en el primer cuatrimestre del año respecto al mismo periodo de 2021, tanto en volumen como en valor, totalizando 583.848 toneladas (-12%) y 826 millones de euros (-6%). Fuente: Fepex

La exportación hortofrutícola hasta abril: 4,7 millones de toneladas y 6.458 millones de euros

LA UNIÓ de Llauradors denuncia que los países de Mercosur acapararon hasta mayo el 61% de las interceptaciones de cítricos con plagas desde terceros países