agronoticias.es

La Asociación de Productores-Exportadores de Frutas y Hortalizas de la Región de Murcia (PROEXPORT), la Federación de Industria de CCOO y la Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT firmaron en la tarde de ayer el "Convenio Colectivo para Empresas Cosecheras y Productoras de Tomate, Lechuga y otros productos agrícolas y sus trabajadores de la Región de Murcia"

Tras más de un año y medio de intensas negociaciones, Proexport, CCOO y UGT han alcanzado el esperado acuerdo y ayer firmaron el nuevo texto del comúnmente conocido como "Convenio Colectivo del Campo". Este Convenio Colectivo es reconocido como de singular trascendencia en el sector hortofrutícola, puesto que afecta a más de 15.000 trabajadores de 100 empresas de la Región de Murcia, en su mayoría asociadas a Proexport.
Así lo ha señalado Enrique Bruna, secretario general de CCOO Industria: "Ha sido una negociación muy dura para todos y muy tensa en ocasiones, pero sindicatos y empresarios debemos estar orgullosos del acuerdo alcanzado porque es generoso con los trabajadores y trabajadoras, fortalece la estabilidad de sus empleos, y es sensible a necesidades razonables de competitividad planteadas por Proexport".
Otro tanto afirma Izaskun Martínez, secretaria general de UGT FICA, quien destaca que el nuevo Convenio recoge expresamente que las empresas obligadas por él se comprometen a que un mínimo del 75% de sus plantillas esté conformada por personas trabajadoras fijas y fijas discontinuas. "En esto, sindicatos y empresarios hemos ido de la mano con la intención compartida de liderar la estabilidad laboral en el agro en España, y que familias enteras de honrados trabajadores y trabajadoras sigan eligiendo la agricultura de la Región de Murcia como destino laboral".
Por su parte, Fernando Gómez, director general de Proexport, ha agradecido a ambos sindicatos su disposición al pacto "en medio de un difícil entorno económico, de competencia y de irresponsables ataques al sector regional que hacían peligrar muchos empleos". Ha valorado que "el acuerdo alcanzado garantiza la paz social en nuestras empresas, cuestión clave para que éstas puedan centrar su atención en intentar ser más productivas, más rentables, más innovadoras y más sostenibles para garantizar los empleos actuales y futuros".
El Convenio extenderá su vigencia hasta el 31 de diciembre de 2023, y sus efectos económicos entrarán en vigor el 1 de diciembre de 2021. Se establecen subidas salariales del 2,2% para el 2021, del 2% para 2022, y del 1,8% en 2023, una vez incorporadas las recientes actualizaciones del SMI.
Licencias y excedencias, flexibilidad de la jornada, desplazamientos al centro de trabajo, antigüedad, pagas de beneficios, incentivos, régimen disciplinario o el fomento de la igualdad y la no discriminación son otros aspectos que han sido acordados entre empresarios y sindicatos en este Convenio, redactado en esta ocasión con lenguaje inclusivo. Fuente y Foto: Proexport