agronoticias.es

(R.P.) - En los mercados de origen almerienses ya ha dado comienzo el nuevo ejercicio agrícola con precios dispares, ya que la demanda aún no es estable. Pimiento y tomate son los cultivos más tardíos frente a calabacín o berenjena de los que se registran un mayor volumen de kilos.

Las altas temperaturas están propiciando un crecimiento acelerado de las plantas mientras que los cuajes son menores durante este mes de septiembre.

El pepino largo inicia la campaña con valores muy bajos, tiene un corte medio de treinta céntimos, el corto negro oscila entre ochenta y cincuenta céntimos y el pepino francés no supera cortes de cincuenta céntimos y tiene una media de cuarenta y cinco céntimos de euro el kilo. Las cotizaciones del calabacín son bastante rentables en estas fechas con cortes que van desde los sesenta a los treinta céntimos de euro, tanto en el caso del fino como del gordo. Las judías verdes también están obteniendo elevados precios siendo más significativos en el tipo strike con una media de tres euros, la judía helda se vende entre cuatro euros y dos euros con cincuenta, y la perona semi tiene un corte medio de dos euros con veinte céntimos de euro el kilo.

La berenjena es uno de los productos que mayores cotizaciones está obteniendo en estas primeras semanas de campaña. El tipo larga se vende entre un euro con cincuenta y un euro el kilo, mientras que la berenjena rayada alcanza un primer corte de un euro con ochenta céntimos y tiene remates de un euro con diez céntimos de euro el kilo. Respecto al tomate, el tipo pera es el de mayor valor con cortes por debajo de setenta y cinco céntimos y finaliza las ventas en torno a cincuenta céntimos. El tomate larga vida se vende entre cincuenta y cinco y cuarenta céntimos, y el tipo liso tiene un corte medio de cincuenta céntimos de euro el kilo.

Respecto al pimiento, se registran mayores cantidades del italiano verde y los precios van desde ochenta y ocho céntimos hasta los cuarenta céntimos de euro el kilo. El lamuyo verde tiene una media de un euro con cuarenta céntimos y el rojo se vende entre un euro con sesenta y un euro con veinte céntimos de euro el kilo. Aún no hay grandes cantidades de pimiento california, debido a que las plantaciones son más tardías al estar destinado principalmente a la exportación. El tipo california verde tiene un precio medio de cuarenta y cinco céntimos, el rojo se vende entre sesenta y cinco y cuarenta céntimos y el pimiento tipo california amarillo tiene un corte medio de cincuenta y cinco céntimos de euro el kilo.