agronoticias.es

La marca Nunhems® ha presentado nuevas variedades de lechuga, especialmente indicadas para ciclo de verano, que incorporan la resistencia al hongo Fusarium. De este modo, Bayer pone al alcance de los agricultores soluciones varietales que van a permitir mitigar los efectos del mencionado hongo, que desde hace unos años amenaza seriamente la rentabilidad del sector español de lechuga al aire libre.

La incorporación de la resistencia al hongo Fusarium complementa al resto de cualidades estándar que ya estaban presentes en la gama de lechuga de la marca Nunhems®. Así, las nuevas variedades para ciclo de verano conservan las características agronómicas que tanto aprecian todos los eslabones de la cadena alimentaria y que son imprescindibles para obtener una cosecha de calidad en condiciones adversas, con elevadas temperaturas y muy escasa humedad.

Entre las novedades, destaca la NUN 01163*, una lechuga de tipo Iceberg con muy buena formación, resistencia a espigado, resistencia a Tip-Burn y resistencia a Mildiu, además de la ya mencionada resistencia al hongo Fusarium. "Apostamos por soluciones varietales frente a un grave problema que se ha extendido rápidamente en pocos años porque es la mejor forma de que el productor asegure la rentabilidad de su cosecha", asegura Carlos del Espino, especialista de venta de Salads de Vegetable Seeds en Bayer, quien recomienda el uso de variedades resistentes, aun cuando no sean visibles los síntomas que delatan la presencia de Fusarium.

Carlos del Espino, Especialista de Lechuga, presentando las soluciones varietales.
Innovación constante
Las nuevas variedades han sido desarrolladas íntegramente por el equipo de lechuga de Bayer. Durante varios años se han cruzado diferentes materiales vegetales de lechuga hasta que el pasado verano se culminó el proceso de mejora con los ensayos experimentales realizados en campo. Tras los ensayos, los expertos de lechuga de Bayer han seleccionado finalmente las variedades con aptitudes sobresalientes para su comercialización a gran escala.

En una primera fase, se ha incorporado la resistencia a Fusarium en lechuga del tipo Iceberg por ser la más extendida en superficie de cultivo y la más demandada por comercializadores y distribuidores. Bayer continúa su trabajo de mejora varietal con el objetivo de presentar en los próximos meses nuevas variedades resistentes en otras tipologías de lechuga.

Los excelentes resultados obtenidos con lechuga Iceberg se han dado a conocer durante la jornada técnica celebrada el pasado miércoles 23 de noviembre en Águilas, a la que asistieron decenas de productores de lechuga procedentes, sobre todo, de las zonas altas de Murcia y Almería, donde se concentra el cultivo durante el verano.