agronoticias.es

La campaña de frutas y hortalizas en Alemania se está retrasando aprox. unas dos semanas consecuencia de la adversa climatología que se viene registrando, principalmente por las bajas temperaturas y lluvias, como así se informa desde el Deutscher Bauerverband (DBV).

Las intensas lluvias, fuertes vientos así como el granizo han condicionado las producciones regionales, retrasado el desarrollo de los cultivos y dificultando la cosecha. El alto grado de humedad y bochorno a su vez ha provocado un aumento de la presión de plagas.

La campaña de espárrago finalizó el pasado 24 de junio con un 10 a 15 % menos de cosecha consecuencia de las bajas temperaturas registradas durante su desarrollo. La cosecha total nacional se estima en apenas 100.000 tn. Los precios han estado por encima del año pasado hasta pentecostés, después por debajo. La campaña se ha dividido en dos etapas con una producción extremadamente irregular.

También la temporada de fresa viene condicionada por el frio y registra un descenso del 10% de producción. A nivel regional hay considerables problemas por la humedad. Los precios se sitúan en niveles similares al año pasado.

En fruta de hueso las primeras cerezas ya están en el mercado. Comienzo muy complicado en el sur de Alemania por las lluvias. Los productores se enfrentan a problemas de rajado por el exceso de agua, y consecuencia de la climatología a la proliferación de la mosca de la fruta de la cereza y la mosca del vinagre (Drosophila suzukii). Por el momento se prevén cosechas medias en todo tipo de fruta de hueso, pero que no alcanzarán los volúmenes del año pasado.

En fruta de pepita todavía es pronto para hacer alguna previsión de cosecha. Hasta el momento, a excepción de alguna zona que se ha visto afectada por el granizo la evolución de los cultivos está siendo buena.

En lechugas, coliflor y brócoli, la cosecha se está desarrollando con normalidad, pero condicionado por el alto nivel de humedad. Los precios al principio algo más altos, después a mediados de junio descendieron a niveles por debajo de lo alcanzado el año pasado. Fuente - dbv