(R.P.) Tras el periodo navideño, los mercados de origen almerienses vuelven a registrar incrementos de precio, principalmente en productos como la berenjena cuya producción es más sensible a la bajada de las temperaturas.

La berenjena larga sube hasta primeros cortes de dos euros con setenta y cinco céntimos con últimos cortes de dos euros con treinta céntimos de euro el kilo. El tipo rayada oscila entre dos euros con cuarenta céntimos y un euro con ochenta céntimos de euro el kilo. En el caso del calabacín, los valores prácticamente se han duplicado. El tipo fino se vende entre dos euros y un euro con ochenta céntimos, mientras que el calabacín gordo tiene un primer corte de un euro con noventa céntimos y remate de un euro con cincuenta céntimos de euro el kilo.

La situación comercial del pepino también mejora siendo más destaca en el caso del tipo largo que se vende entre sesenta y cinco y cincuenta céntimos de euro el kilo. El pepino francés tiene un corte medio de noventa céntimos y el pepino corto negro ha subido hasta primeros precios de un euro y finaliza las ventas en torno a noventa céntimos de euro el kilo. El incremento en las cotizaciones también se ha dejado notar en el tomate, fundamentalmente en el tipo rama que se vende por debajo de un euro. El tomate larga vida tiene un corte medio de ochenta y cinco céntimos, el tipo pera cotiza entre setenta y cinco y cincuenta céntimos de euro el kilo y el tomate liso tiene un precio medio de un euro con diez céntimos de euro el kilo.

Respecto al pimiento, los precios apenas han variado esta semana. El california verde cotiza a una media de cincuenta y cinco céntimos, el tipo rojo tiene un primer corte de setenta céntimos y remates de sesenta céntimos y el amarillo registra un precio medio de sesenta y seis céntimos de euro el kilo. El pimiento lamuyo rojo cotiza entre un euro con cinco céntimos y setenta céntimos de euro el kilo y el verde inicia las ventas en noventa céntimos y tiene últimos cortes de setenta céntimos de euro el kilo. El pimiento italiano verde tiene un primer corte de ochenta céntimos y remates de sesenta céntimos de euro, mientras que el rojo se vende por debajo de cincuenta céntimos de euro el kilo. Las judías verdes se mantienen con altos precios, destacando la strike con cortes que van desde siete euros con setenta a cinco euros el kilo. La perona roja tiene un corte medio de cinco euros con noventa céntimos, la perona semi tiene una media de cuatro euros con veinte cénitmos y la judía helda tiene una media de seis euros el kilo.

La ola de frío que esta semana se registra mermará a nivel general la producción y disparará los precios de las hortalizas. En muchos casos, igual que en campañas anteriores, las cotizaciones subirán en origen entre un treinta y cuarenta por ciento, principalmente en productos como calabacín, berenjena o tomate.

Almería: berenjena, tomate y calabacín comienzan la escalada de precios

Agricultura y sector analizan la situación del mercado del pepino en Almería