En España hay 3.669 cooperativas, más de un millón de familias socias, que generan más de 111.000 puestos de trabajo directos, un 5% más que el año anterior y que facturaron en 2018, 32.988 millones de euros.

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España, Ángel Villafranca, ha destacado que desde 2007 las cooperativas han crecido en empleo directo un 22%. A ello habría que sumar los empleos indirectos que se benefician de la actividad de las cooperativas en el medio rural.

Respecto a la facturación alcanzó en 2018 los 32.988 millones de euros, un -0,9% con respecto a la campaña anterior, motivada fundamentalmente por la importante caída de facturación en el sector del aceite de oliva, donde las cooperativas tienen un importante peso. Se observa, además, un efecto de concentración empresarial, sobre todo en las cooperativas de mayor dimensión, el 20% de ellas facturan el 80% del total del cooperativismo.

Agustin Herrero, director general de Cooperativas Agro-alimentarias de España, ha señalado que el Observatorio Socioeconómico del Cooperativismo Agroalimentario Español, OSCAE, constata que el 31% de las cooperativas exportan y estas ventas representan el 16% de la facturación exportadora del sector agroalimentario español.

Villafranca ha señalado que las cooperativas concentran una parte importante de la producción de aceite de oliva, vino, frutas y hortalizas, pero también del resto de producciones agrícolas y ganaderas, y que representan el 28% del valor de las ventas netas de la Industria Alimentaria Española, lo que equivale al 63% del valor de la produccion final agraria española.

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España ha reiterado la apuesta por la sostenibilidad ambiental de las cooperativas, pioneras en la utilización del control biológico como alternativa y complemento a los tratamientos fitosanitarios; en la implantación de sistemas de gestión de calidad de productos, de estándares de producción integrada y sistemas de gestión medioambiental; en técnicas de eficiencia energética, en reducción de huella de carbono o en la incorporación de energías renovables o la cogeneración. Ha destacado, además, el importante esfuerzo en producción y comercialización ecológica de las 362 cooperativas que ya representan el 27% del valor de la produccion ecológica española.

Por otra parte, Agustín Herrero ha destacado que las cooperativas están trabajando por promover una mayor participación de las mujeres en los órganos de decisión. En este momento, representan un 26% de la base social, un 7,4% de la composición de los consejos rectores y un solo un 3,6% ostentan la presidencia. Se observa un ligero incremento, si bien hay que continuar implementando medidas y líneas de actuación para lograr una mayor participación de mujeres en puestos de responsabilidad.

Por último, Ángel Villafranca ha señalado que las cooperativas se adaptan de forma permanente a los retos, tratando siempre de buscar soluciones que beneficien a nuestros socios y socias, y que continuarán trabajando en la mejora de la eficiencia, profesionalización y dimensión, y utilizando la innovación como palanca de competitividad.

Los datos presentados se extraen del Observatorio Socioeconómico del Cooperativismo Agroalimentario, OSCAE, una potente herramienta con la que contamos que nos permite conocer y hacer un seguimiento del cooperativismo. Esta actividad se desarrolla gracias a la colaboración que mantenemos con el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. Fuente: Cooperativas Agro-alimentarias